Nadie tapona el despilfarro en la Sanidad

La Fundación Bamberg y el suplemento A TU SALUD celebraron a principios de este mes un debate sobre financiación sanitaria en la casa de LA RAZÓN. Aunque la temática pueda parecer etérea y hasta aburrida para el común de los mortales, su trascendencia es de lo más mundana, pues del dinero que haya para Sanidad dependerá muy mucho el grado de atención que recibirán los ciudadanos a la vuelta de unos años. Y el futuro no pinta bien. En principio, España dedicará un 6% de su PIB a Sanidad el próximo año, una tasa que, aislada puede decir nada pero que, a juicio de todos los expertos, resulta insuficiente para afrontar la avalancha de gasto que se viene encima. Gasto en forma de envejecimiento de la población y de sobrecoste de las nuevas terapias y tecnologías. España deberá elegir pronto a qué dará prioridad: si a su Sanidad, a costear las pensiones o a construir carreteras. Para todo no habrá. Los expertos reunidos en LA RAZÓN defienden una mayor financiación, pero también una mejora gestora que elimine bolsas clarísimas de ineficiencia por las que se pierden miles y miles de euros cada año. Retocar el Estatuto Marco, dar mayor entrada a la iniciativa privada en el sistema, instaurar la libertad de elección de médico y centro, evitar la duplicidad innecesaria de pruebas, acabar con las construcciones fastuosas de hospitales con fines electorales y sondear posibles copagos son las soluciones que los partidos deberían explorar.


Source: Noticias sobre la Salud

Autor entrada: admin