Digitalizan la historia clínica de los corazones murcianos

Los corazones de los murcianos ya están digitalizados. Esto es, el SMS (Servicio Murciano de Salud) ha digitalizado los datos y las pruebas cardiovasculares de sus ciudadanos en pro de evitar la duplicidad de las pruebas, optimizar el abordaje terapéutico y elevarse la calidad asistencial de los pacientes.

En el marco de las XXVI Jornadas Nacional de Innovación y Salud de SEIS (Sociedad Española de Informática de la Salud), se han puesto en común experiencias de la Medicina 2.0. Aquí, el SMS puede colocarse a la cabeza con un proyecto muy interesante en el que se rompen los silos verticales de información y se ponen en marcha los flujos en los que se comparte ésta.

Manuel Escudero Sánchez, subdirector general de Tecnologías de la Información del SMS, explica cómo han «roto esquemas» con este nuevo concepto. «Se trata de tener toda la información, lo más completa posible, de las personas, en este caso de la especialidad de Cardiología –aunque señala también que tienen experiencias en Neurocirugía, Teledermatología, Código Ictus, entre otras–. Se trata de dar continuidad asistencial a los procesos a los que se somete el paciente», explica Escudero.

¿Cómo trabajan?

El papel de atención primaria (AP) resulta primordial. «Gracias al proyecto CarPriMur hemos dotados de capacidades a los médicos de AP para poder trabajar con estas nuevas herramientas. Cada semana, o cada 15 días, un cardiólogo se presenta en el ambulatorio para capacitar a los profesionales a la hora de analizar pruebas y diagnosticar patologías a partir de los dispositivos que van a empezar a usar con regularidad, como los holter o los electrocardiogramas…», manifiesta el subdirector tecnológico del SMS.

En el olvidó caerá pasearse con el recorte de papel de cuadraditos con las grafías cardiovasculares, «todas estos exámenes estarán digitalizados, se comunicará con la historia clínica del paciente», apunta Escudero. Toda esta información vertical tendrá flujos de conexión horizonal: por un lado, está la historia clínica del paciente; por otro, habrá una central de electrografía, que será el único repositorio de este tipo de pruebas, al que puede acudir el especialista en cualquier momento; y, en tercer lugar, una central de imagen médica no radiológica, en la que los exámenes están informados.


Source: Noticias sobre la Salud

Autor entrada: admin